Cinco beneficios de la vitamina C que no conocía

CONTENIDO PATROCINADO

La vitamina C es conocida por su valor en el fortalecimiento del sistema inmunológico. Sin embargo, sus ventajas son más numerosas de lo que pensamos.

SEPARADOR

Según la OMS, las vitaminas son sustancias orgánicas necesarias para llevar a cabo una gran cantidad de funciones celulares. Son esenciales para la vida y se ha demostrado que su carencia es causa de una amplia lista de enfermedades y condiciones médicas. Las vitaminas se dividen en hidrosolubles, es decir que se disuelven en agua y no se almacenan en el cuerpo y en liposolubles, que se disuelven en grasas y pueden llegar a ser almacenadas por el organismo.

Ambos tipos de vitamina son vitales para el organismo y proveen una gran cantidad de beneficios a la salud. Es por esto que recomendamos consultar con su médico las dosis adecuadas a ingerir de vitaminas como la A, D, E, K, B, entre otras, para así no presentar ningún tipo de deficiencia y recibir suplementación en caso de necesitarla.

La vitamina C, también conocida como ácido ascórbico, es una vitamina hidrosoluble que se relaciona con el fortalecimiento del sistema inmunológico. Según la doctora Iveth Pérez, nutricionista adscrita a Colsanitas y miembro del Grupo de Soporte Nutricional de la Clínica Reina Sofía, la vitamina C es fundamental para la salud de los dientes y encías; la absorción de hierro; y la formación de piel, tendones, ligamentos y vasos sanguíneos.

Aunque no se produce en el cuerpo, esta vitamina es esencial para el correcto funcionamiento del organismo. La vitamina C se adquiere por el consumo de alimentos como frutas y vegetales principalmente, pero también se recomienda consumir suplementos dietarios para adquirirla, en las dosis adecuadas según las necesidades de cada persona. Para la Organización Mundial de la Salud, la ingesta diaria recomendada de vitamina C es de 90 miligramos para hombres y 75 miligramos para mujeres.

Adicionalmente, según el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos, la vitamina C es un potente antioxidante que ayuda a neutralizar los radicales libres: componentes capaces de dañar las células del cuerpo a lo largo del tiempo. No obstante, la lista de beneficios no acaba ahí. Son numerosas las ventajas que brinda esta vitamina para el cuidado de la salud y que fueron comprobados por la ciencia. Aquí le explicamos algunas de ellas:

1. Ayuda a prevenir la deficiencia de hierro

El hierro es un mineral necesario para el crecimiento y funcionamiento del cuerpo. Es el responsable de transportar oxígeno por medio del flujo sanguíneo y además, es esencial para la formación de hormonas. Entra al cuerpo a través de alimentos como legumbres, nueces, carnes y vegetales. La vitamina C ha probado ser beneficiosa para mejorar los índices de absorción de este mineral, pues se ha demostrado que el cuerpo solo llega a absorber un 10 % del contenido total de hierro de cualquier alimento.

Según el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos, consumir 100 miligramos de vitamina C mejora la absorción de hierro hasta en un 67 %. Es por esto que ingerir la dosis diaria recomendada, puede reducir el riesgo de anemia en personas con deficiencia de hierro. 

VitaminaC CUERPOTEXTO

2. Protege la memoria

Se ha demostrado que los bajos niveles de vitamina C están relacionados con el riesgo de padecer desórdenes como demencia u otros trastornos que involucran la memoria. Cabe destacar que, según la OMS, la demencia afecta a más de 35 millones de personas en el mundo, especialmente a los adultos mayores.

Gracias a sus propiedades antioxidantes, la vitamina C ayuda a aliviar el estrés y actúa ante la inflamación que se produce en las conexiones del sistema nervioso central cuando se alcanza la vejez, lo que reduce el riesgo de padecer afectaciones en la memoria.

3. Ayuda a reparar y mejorar la apariencia de la piel

Los radicales libres, producto de la exposición a la polución, rayos UV o una dieta poco saludable, son responsables de una gran cantidad de problemas de la piel. Para disminuir este efecto, se recomienda el consumo de vitamina C, pues ayuda a controlar estas consecuencias y generan un efecto radiante. Sus beneficios son utilizados en el tratamiento de condiciones como el acné, que es una respuesta inflamatoria del cuerpo. Asimismo, esta vitamina es fundamental para la producción de elastina, una proteína que ayuda a reemplaza tejidos dañados, favorece la cicatrización y disminución del enrojecimiento de la piel.

4. Reduce el riesgo de enfermedad crónica.

Al ser un potente antioxidante, la vitamina C resulta esencial en la protección del cuerpo ante moléculas dañinas como los radicales libres. Los radicales libres son moléculas inestables que, al acumularse, pueden llegar a producir una gran cantidad de enfermedades crónicas que afectan al cuerpo. Según estudios realizados por el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos, la vitamina C puede incrementar el nivel de antioxidantes en la sangre en un 30 %, lo que fortalece al sistema inmunológico para defenderse ante los radicales libres ligados a enfermedades como: artritis, asma, EPOC, entre otras.

5. Mejora los niveles de energía

La vitamina C es un nutriente que mejora la absorción de hierro y esto produce un efecto positivo en el aumento de los niveles de energía en el cuerpo. Además, sus propiedades antiinflamatorias y antioxidantes permiten tener un aspecto más despierto y enérgico durante la rutina diaria.

Banner vivavita2 728x90 Mesa de trabajo 1 014

 

SEPARADOR

Compartir

Dejar un comentario
Lo Nuevo
Más compartidos
Le puede interesar
Acroyoga. Volar bajo la piel
Actividad física

Acroyoga. Volar bajo la piel

Más intensidad, menos tiempo
Actividad física

Más intensidad, menos tiempo