¿Es saludable que los niños sean veganos?

Por: / Ilustración: Natalia Vacca / Marzo 2021

La evidencia científica dice que una dieta, cualquiera que sea, debe ser balanceada, suficiente y equilibrada. En todos los casos debe ser supervisada por un especialista.

SEPARADOR

C

riar a un niño en el vegetarianismo o el veganismo es un tema que cada día cobra más interés. Así lo reportan pediatras, nutricionistas y puericultores, quienes a diario ven en su consulta más familias interesadas en sacar de la dieta todos los productos de origen animal. Por eso, las implicaciones, los cuidados y toda la información científica debe ser analizada con cuidado. Sobre todo, indican, hay que evitar la desinformación y la falta de rigurosidad en las opiniones o consejos.

“El tema es controversial, está de moda, pero debe tener un acompañamiento de especialistas”, afirma el doctor Juan Pablo Riveros, gastroenterólogo pediatra de Colsanitas. 

Con él coincide el doctor Darío Botero, pediatra puericultor de Colsanitas: “No debemos juzgar, debemos entender la diversidad y dejar la puerta abierta a las familias que lo deciden. Nuestra mejor opción es orientar la dieta de los niños y que las familias busquen nuestro apoyo, no la información en redes o Internet, hay que informarse bien”, dice. 

Más allá de las opiniones a favor o en contra, las familias necesitan y deben pedir una asesoría nutricional, porque los suplementos requeridos para balancear los micro y macro nutrientes deben ser supervisados por un especialista. Como indica la nutricionista de Clínica Colsanitas, Adriana Cadena, “una mala alimentación puede afectar el futuro del bebé”.

¿Qué dice la ciencia?
NIÑOSVEGANOS2 CUERPOTEXTO
*Ilustraciones por Natalia Vacca. Instragram: @kurumita_.

El auge de las familias vegetarianas y veganas no es nuevo, pero cada vez crece más. De hecho, la Academia Americana de Nutrición y Dietética, que agrupa a más de 100.000 profesionales de la nutrición, y que es la asociación más importante de dietistas y nutricionistas del mundo, publica desde 1988 un documento que actualiza cada cinco años con el fin de entregar pautas para que las dietas de los niños vegetarianos estén bien planificadas y suplementadas.

La Academia Americana de Nutrición y Dietética establece: “Las dietas vegetarianas apropiadamente planificadas, incluyendo las dietas veganas, son saludables, nutricionalmente adecuadas y pueden resultar beneficiosas en la prevención y el tratamiento de algunas enfermedades y son adecuadas para todas las etapas de la vida, incluyendo embarazo, lactancia, infancia, adolescencia, vida adulta y vejez, así como para los atletas, pero deben ser planeadas para cada niño, porque una alimentación desequilibrada puede tener consecuencias negativas sobre su salud y su crecimiento”.

De hecho, los especialistas consultados afirman que en su consulta han encontrado casos de niños con desnutrición por falta de una dieta vegetariana balanceada y supervisada, son familias que hacen caso a consejos de terceros o los llamados influenciadores que suelen hablar del tema sin conocimiento.

Las pautas
NIÑOSVEGANOS1 CUERPOTEXTO

Entonces, si hay pediatras y nutricionistas, incluso entidades internacionales como la Academia de Nutrición y Dietética de Estados Unidos que reconocen este tipo de dieta como una opción, ¿cuáles son las mejores prácticas para tener una alimentación vegana o vegetariana adecuada en el embarazo, la lactancia y el crecimiento de los menores?

En su artículo “Niños vegetarianos, ¿niños sanos?”, la doctora Miriam Martínez Biarge, pediatra del hospital Imperial College de Londres, da algunas claves: “Las dietas vegetarianas y veganas sustituyen unos grupos de alimentos por otros; no se limitan a excluir grupos de alimentos. En este sentido no son más o menos restrictivas que los patrones alimentarios no vegetarianos; ello dependerá de la variedad de alimentos que se incluyan; y este es el aspecto que siempre deberemos valorar al asesorar a una familia vegetariana: lo que comen en casa a diario es más importante que el nombre de su dieta”.

Y agrega, “la dieta debe ser similar a las recomendaciones alimentarias actuales para la población general: abundancia de frutas y verduras (deben constituir el 50 % del volumen de alimentos totales), cereales preferiblemente integrales, consumo moderado de lácteos y mínimo de azúcar. Todos los vegetarianos y veganos necesitan tomar un suplemento de vitamina B12. En algunas circunstancias concretas otros suplementos pueden ser también aconsejables”.

Los especialistas consultados insisten en que esta es una asesoría que debe dar un nutricionista. Además, la doctora Cadena resalta: “El peso no es lo único que se debe controlar en los niños en crecimiento, también su desarrollo neurológico requiere de alimentos ricos en micronutrientes, por ello se debe controlar el aporte de zinc, ácido fólico, DHA, hierro y calcio, entre otros”. 

Por ejemplo, las mujeres embarazadas vegetarianas o veganas deben suplementarse, preferiblemente antes, durante y después de la gestación. Lo mismo en la etapa de lactancia, pues sus hijos requieren aportes nutricionales especiales.

“Las mamás sin información hacen locuras, pueden caer en desnutrición y sus hijos pueden tener anemia”, explica el gastroenterólogo Riveros, por eso nuestra tarea es indicar una dieta rica en suplementos que aporten calcio, hierro, zinc, vitamina D y micronutrientes. De lo contrario, dice, pueden caer en lo que denominamos “hambre oculta”. 

Debido al incremento de esta tendencia alimenticia, algunos pediatras y nutricionistas han cambiado su percepción sobre el tema. Hay todavía muchos que no están de acuerdo, pero los doctores Botero o Riveros consideran que es mejor aceptar la decisión y orientar a las familias antes que contradecirlos u oponerse porque eso les llevará a buscar información en lugares sin evidencia científica y los puede poner en riesgo de desnutrición. Y eso ya lo han visto en sus consultas pediátricas.

Juanita Acero y Catalina Wills son dos nutricionistas especializadas en alimentación infantil que tomaron la decisión de trabajar en ello en su consulta, y crearon Eat Petit desde hace cinco años. Ellas asesoran a todo tipo de familias con distintas preferencias nutricionales, siempre sobre la base de la evidencia científica. Esa es su premisa de trabajo. 

“Nuestra recomendación es una alimentación basada en plantas, a través de los cinco grupos de alimentos: frutas, vegetales, harinas, proteínas y grasas, de acuerdo con las preferencias de cada familia, pueden ser veganas, vegetarianas u omnívoras, la idea es que sea balanceada, suficiente y equilibrada, independientemente de sus gustos”.

Si la familia decide tomar este camino, es indispensable recibir asesoría del pediatra y del nutricionista, ellos evaluarán las condiciones de salud del niño y le darán orientación especializada.

SEPARADOR

Etiquetados con: Alimentación / Abece / Dieta / Niños / Crianza / Vegano / Salud / Saludable / Vegetariano /

Compartir

Dejar un comentario
Lo Nuevo
Más compartidos
Le puede interesar
A la hora de calentar
Actividad física

A la hora de calentar