¿Qué hacer ante la mordida de un animal?

Por: / Octubre 2021

La regla principal es no acariciar a un animal desconocido sin antes preguntar por su temperamento. Pero como no siempre podemos controlar estas situaciones, aquí le dejamos una guía para saber qué hacer en caso de ser agredido.

SEPARADOR

N

uestro principal temor cuando nos enfrentamos a la agresión de un animal es, por lo general, el posible contagio de la rabia: una enfermedad ocasionada por un virus (RABV) que una vez ingresa al cuerpo, empieza a incubarse lentamente en un periodo de entre 8 a 12 semanas. El virus busca llegar hasta el sistema nervioso central, en donde afecta principalmente el cerebro, generando un cuadro de encefalitis que en el 97 % de los casos termina en la muerte del paciente. 

Aunque es un virus muy hábil, en Bogotá no se tiene reporte de casos de rabia humana autóctona, es decir, generada en la ciudad, desde hace más de 30 años y de rabia animal autóctona desde 2001.

Sin embargo, es mejor estar preparados para saber cómo actuar ante una emergencia en la que un perro, un gato o cualquier mamífero nos muerda, pues son estas especies las que transmiten el virus. Consultamos a Andrea Camila Márquez Nossa, médica veterinaria de la Subdirección de Vigilancia en Salud Pública de la Secretaría Distrital de Salud de Bogotá para conocer este protocolo.

1. Hacer un lavado de la herida durante 15 minutos con detergente o jabón tipo industrial como el jabón azul, conocido como jabón Rey, para eliminar la saliva del animal agresor. La persona debe mojarse la herida, aplicarse el jabón o detergente, masajear durante 3 minutos y enjuagar 2 minutos. Debe repetir esto 3 veces y dejar la herida libre. 

Estos jabones son altamente tensoactivos, es decir, favorecen la ruptura de las moléculas grasas, lo que contribuye a que la cápsula que rodea el virus se rompa, su material genético quede expuesto y dificulte su replicación en el organismo. Esto la convierte en una de las prácticas más eficientes en la prevención de la enfermedad. 

2. Consultar de forma inmediata un servicio médico para que evalúe la lesión y determine el tratamiento. Es el médico quien decide si la persona debe recibir la vacuna antirrábica y depende de los siguientes factores:

- La especie agresora: aunque todos los mamíferos transmiten la enfermedad, se debe revisar si la especie del animal agresor fue un canino o felino o si se trata de especies domésticas de producción o animales silvestres, pues esto impacta de forma directa el riesgo de transmisión del virus.

  • La vacuna antirrábica que tenga el animal agresor: en el caso particular de perros y gatos deberá preguntarse sobre el historial de vacunación del animal. 

  • La vacuna antirrábica que pueda tener la persona: se debe informar si se ha recibido tratamiento antirrábico previo. 

  • Si la agresión fue provocada o no: un perro o gato contagiado con rabia puede agredir de manera más espontánea que uno que no lo está. Si fue una agresión ocasionada por una estimulación externa o una invasión a la intimidad del animal, es menos probable que se trate de la enfermedad de la rabia.

  • Localización anatómica de la lesión que generó el animal: puede ser más grave si fue en un sitio donde se localiza una cantidad importante de nervios como los dedos de las manos o los pies, manos o genitales externos; en zonas cercanas al sistema nervioso central, como la cabeza, la cara, el cuello; o áreas donde ya hay lesiones. En zonas como los brazos, piernas o el tronco disminuye el riesgo.

Mordedura CUERPOTEXTO

Después de una mordida, es el médico quien decide si la persona debe recibir la vacuna antirrábica.

Si el médico determina que la lesión es riesgosa entonces formulará tratamiento antirrábico, el cual debe administrarse lo más pronto posible y deberá cumplirse en su totalidad. La vacunación antirrábica es 100 % efectiva en la prevención contra la rabia en caso de haber estado expuesto al virus.

3. Es ideal solicitar los datos de identificación del dueño de la mascota que produjo la agresión: nombre, teléfono y dirección de ubicación del animal para hacer un seguimiento durante 10 o 15 días y verificar el estado de salud del animal, pues en caso de tener el virus de la rabia presentará síntomas durante ese tiempo. Esta información deberá ser suministrada al médico tratante. 

Si tiene mascotas, recuerde

Cada año debe aplicar la vacuna contra la rabia a su mascota. La Secretaría de Salud de Bogotá la aplica de manera gratuita a partir de los tres meses de edad para caninos y felinos. En esta página puede encontrar los puntos de vacunación de la ciudad: saludcapital.gov.co 

 

SEPARADOR

Etiquetados con: Mascotas / Lesiones / Vacunas / Hogar / Enfermedades /

Compartir

Dejar un comentario
Lo Nuevo
Más compartidos
Le puede interesar