¿Por qué hay escasez de anticonceptivos?

Son varias las razones que explican esta situación, pero también las opciones que quedan para hacerle frente al desabastecimiento.

SEPARADOR

La Asociación de farmacéuticos de Colombia señala que son tres las razones: la pandemia, que ha hecho cada vez más difícil traer materias primas al país; la llamada “crisis de los contenedores”, que ha reducido la importación de mercancías; y la regulación del precio de los anticonceptivos.

Janneth Medina Murcia, coordinadora nacional de enfermería de Colsanitas, explica que la última de estas razones es la principal: “Los anticonceptivos empiezan a escasear en el país porque salió una circular de regulación de precios ante la cual muchas de las industrias decidieron dejar de comercializar su línea de anticonceptivos”. Y suma, además, otro factor: la guerra entre Rusia y Ucrania, porque este último país solía enviar la materia prima para la producción de los anticonceptivos en otras latitudes. Pero aún cuando cesara la guerra, insiste la coordinadora, el mayor problema es que las empresas no tienen interés en producir el medicamento porque no pueden venderlo al precio que quisieran a raíz de la regulación.

Actualmente quedan pocas industrias que comercializan los anticonceptivos en su versión genérica, como Lafrancol y Profamilia, que no dan abasto para suplir la demanda en la cobertura nacional.

¿Desde cuándo hay escasez?

La enfermera Medina explica que desde 2019 percibían la falta de métodos inyectantes, pero en ese momento podían dar con otros laboratorios con la capacidad de responder a la demanda. El desabastecimiento puntual fue evidente a partir de 2020 y se acentuó en el 2021.

¿Cuáles son los anticonceptivos que están faltando?

En general, los anticonceptivos orales e inyectables.

¿Hasta cuándo está prevista la escasez?

No hay manera de saberlo, pues mientras la circular de precios se mantenga, es muy probable que los anticonceptivos continúen sin fabricarse en Colombia en las cantidades necesarias para suplir la demanda.

AnticonceptivosMujer CUERPOTEXTO

¿Cuáles son las consecuencias?

Cuando una persona no puede contar con un método anticonceptivo que se adapte a su situación o contexto de salud, se producen varias consecuencias que pueden comprenderse mejor en dos vías:

Por un lado, quienes ya usan el método y se ven obligadas a pararlo pueden presentar problemas de salud derivados de los cambios hormonales y un riesgo muy alto de quedar en embarazo. “Es más probable que quedes en embarazo por interrumpir el método que por no planificar”, dice la coordinadora. En este caso puede haber un aumento de embarazos no planeados y, por lo tanto, de abortos o de maternidades no deseadas.

Por el otro, la situación también puede representar una barrera para que algunas mujeres no inicien con el proceso de anticoncepción porque no hay disponibilidad del medicamento al que quieren acceder. 

¿Qué alternativa queda?

Mantener el método de barrera (condón) en todas las relaciones sexuales, porque además protege contra las infecciones de transmisión sexual; y considerar un cambio en el tipo de anticonceptivo como los implantes: métodos de larga duración que no requieren tomarse una pastilla diariamente o acudir a inyectología todos los meses.

 

SEPARADOR

Compartir

Dejar un comentario
Lo Nuevo
Más compartidos
Le puede interesar