Concebir durante la pandemia

Por: / Septiembre 2020

Profamilia cuenta con todos los protocolos de seguridad para asesorarlo y brindarle el tratamiento que requiera durante la pandemia por covid-19.

SEPARADOR

L

a infertilidad es considerada una enfermedad por la Organización Mundial de la Salud, pues se trata de la incapacidad de lograr un embarazo después de, al menos, 12 meses de buscarlo sin hacer uso de métodos anticonceptivos.

En Colombia, el 10,2 % de las mujeres entre 13 y 49 años de edad que desean tener hijos, han tenido problemas de infertilidad, según la Encuesta Nacional de Demografía y Salud (ENDS 2015). Frente a esto, Carlos Sarria, infertólogo, ginecólogo y obstetra, explica que “según estudios, de cada 10 parejas que tienen problemas de fertilidad, tres tienen un problema puramente masculino; otras tres, un problema puramente femenino; y las cuatro restantes, un problema mixto”.

Por esto, Profamilia cuenta con una Unidad de Fertilidad que ofrece tratamientos de fertilización de baja y alta complejidad para las personas que buscan tener un hijo, de la mano de profesionales expertos en el tema. Durante la pandemia, Profamilia tuvo que cerrar sus puertas para proteger a pacientes y profesionales del posible contagio; asimismo, algunas parejas decidieron frenar sus procesos de fertilización a causa de la incertidumbre que trajo consigo el nuevo virus. Pero hoy, la institución cuenta con todos los cuidados y está preparada para continuar acompañando a sus pacientes en el proceso de búsqueda del embarazo.

Inseminación Colombia

Según Jenny Deschamps, coordinadora nacional de Profamilia fertilidad, el pilar fundamental en el que ha venido trabajando esta entidad es la educación: ofrecer información veraz y oportuna para promover el autocuidado, pues la infertilidad se previene con un estilo de vida saludable: mantener un peso adecuado, actividad física regular, no consumir alcohol y cigarrillos, y evitar los hábitos que aceleran el desgaste del organismo.

Además, Deschamps explica que es importante que las mujeres sepan que la cantidad de óvulos que tenemos al nacer es finita, y con la edad se acaban y deterioran. Por esto, es fundamental que la persona con alguna preocupación con respecto a su fertilidad, ya sea por una enfermedad, cirugía o porque ya completó el tiempo de búsqueda sin lograrlo, consulte a un centro especializado en fertilidad.

Tipos de tratamiento

La decisión de tomar un tratamiento de fertilidad de baja o alta complejidad, depende de un estudio que se hace en la pareja para conocer sus condiciones de salud y así determinar el procedimiento más adecuado.

La inseminación es el tratamiento de fertilidad de baja complejidad más utilizado. No toma más de 15 días y consiste en llevar espermatozoides del hombre al cuerpo de la mujer. Usualmente se utiliza en parejas con problemas leves que pueden solucionarse con medicamentos. (Bajo conteo de espermatozoides, problemas leves en la producción de óvulos, entre otros). Si el proceso no funciona, se puede pasar a uno más complejo. El más común es la fertilización in vitro: estimular el crecimiento de óvulos en la mujer para extraerlos de su cuerpo, llevarlos al laboratorio, fertilizarlos con los espermatozoides del hombre, y días después de su crecimiento, transferirlos al cuerpo de la mujer. Esto puede tomar tres semanas.

SEPARADOR

Etiquetados con: Recomendaciones / Salud / Embarazo / Familia /

Compartir

Dejar un comentario
Lo Nuevo
Brócoli, arbolitos llenos de vitaminas
Alimentación

Brócoli, arbolitos llenos de vitaminas

Borges y la Luna
Tiempo libre

Borges y la Luna

Más compartidos
5 datos sobre el complejo B y la vitamina B12
Salud

5 datos sobre el complejo B y la vitamina B12

Cuento de amor con perros guía
Salud

Cuento de amor con perros guía

Le puede interesar
Electroestimulación muscular
Actividad física

Electroestimulación muscular

Gimnasio en casa
Abecé

Gimnasio en casa